Con las nuevas directrices ESTRO, el volumen de irradiación locorregional integral se reduce en gran medida
199x113-4

Con las nuevas directrices ESTRO, el volumen de irradiación locorregional integral se reduce en gran medida

3 añohace 0 869

El Dr. José Luís Guinot entrevista al Dr. Philip Poortmans.

 

Usted es presidente de la European Society for Radiotherapy and Oncology (ESTRO) desde 2014. ¿Qué papel tiene la ESTRO en el cáncer de mama?
La Sociedad Europea de Oncología Radioterápica, ESTRO, tiene como misión: “Cada paciente de cáncer en Europa tendrá acceso al estado del arte de la radioterapia, como parte de un enfoque multidisciplinario donde se individualiza el tratamiento para el cáncer específico del paciente, teniendo en cuenta las circunstancias personales del paciente”. Esto quiere decir que trabajamos para mejorar los resultados de todos los pacientes de cáncer en todos los países europeos, ayudando a mejorar la accesibilidad y la calidad de la oncología radioterápica. En la mayoría de los departamentos de oncología radioterápica en los países industrializados, el tratamiento del cáncer de mama representa aproximadamente el 20-25% de la carga de trabajo y es, por tanto, la proporción mayor al dividir la carga de trabajo global por tipo de tumor. Por supuesto, esto se traduce en la atención que ESTRO presta a este tema en su “programa educativo y científico” que organizamos en años alternos: 1º el curso multidisciplinar sobre cáncer de mama y 2º el curso sobre irradiación parcial acelerada de mama, para todos aquellos que están en activo en el campo de la oncología radioterápica. En cada uno de los congresos ESTRO, dedicamos varias sesiones a poner al día a los participantes en  aspectos del cáncer de mama multidisciplinarios y específicamente relacionados con la oncología radioterápica. Aparte de esto, ESTRO ha desarrollado guías para el contorno de los diversos volúmenes blanco en cáncer de mama y ha contribuido a crear varias guías multidisciplinarias como la de  desarrollada por EUSOMA (European Society of rast Cancer Specialists) y conjuntamente con la ESMO (European Society of Medical Oncology).

El cáncer de mama sigue aumentando en incidencia. Como oncólogo experto en mama que utiliza la radioterapia, ¿Qué lugar tendrán las distintas técnicas de radioterapia en su tratamiento durante los próximos años?
Personalmente, a menudo encuentro sorprendente que un tumor altamente curable como el cáncer de mama continúe siendo tratado en la mayoría de los servicios con enfoques técnicos convencionales, mientras que a los cánceres con un mal pronóstico, como el cáncer de pulmón y tumores cerebrales de alto grado, se les presta mucha atención para mejorar los aspectos técnicos de la radioterapia, en gran parte, en vano… Sobre todo después de los informes de que la radioterapia para el cáncer de mama utilizando técnicas convencionales, aumenta la morbilidad y la mortalidad a largo plazo, especialmente en relación con la dosis de radiación al corazón; desde entonces se ha prestado gradualmente más atención a los aspectos técnicos de la radioterapia en el cáncer de mama. En primer lugar, sin la debida delimitación del volumen blanco, hasta las técnicas más avanzadas no conducirán a un resultado satisfactorio. Al utilizar las nuevas directrices ESTRO, el volumen total de tratamiento para la irradiación locorregional integral se reduce en gran medida, en muchos pacientes incluso por debajo del volumen que solía ser incluido con los campos de tratamiento basados ​​en el simulador, para la mama sin afectación ganglionar. Por otro lado, los desarrollos actuales se centran en mejorar la homogeneidad de la dosis y la cobertura de los volúmenes blanco, utilizando técnicas de múltiples campos con boost integrado así como diversas soluciones utilizando IMRT (volumétrica). Además, la mejora en el posicionamiento del paciente y el uso del control respiratorio son hoy reconocidas como herramientas estándar para reducir la dosis a los órganos en riesgo. Por todo esto, lo más importante es que cada servicio de oncología radioterápica desarrolle su propio enfoque, que normalmente será aplicable para el 80% de sus pacientes con cáncer de mama. Para el 20% restante, se requiere un mayor nivel de individualización utilizando otro enfoque técnico. Preveo que en los próximos años estos desarrollos continuarán teniendo lugar en forma de ajuste fino de las técnicas actuales, así como en un mayor intercambio de experiencias entre los servicios de oncología radioterápica. Otro posible avance para los casos más difíciles, es un enfoque completamente nuevo como la terapia de partículas, probablemente con protones, que también podría desarrollarse en el futuro.

Este año la Sociedad Española de Oncología Radioterápica SEOR le ha nombrado Socio de honor. ¿Cree que hay buena relación entre las sociedades científicas o falta todavía un trabajo conjunto en beneficio de los enfermos, tal como intenta el Congreso Español de la Mama?
Aunque los sistemas de salud en los países europeos se han desarrollado durante mucho tiempo de forma autónoma, podemos ver una adaptación progresiva, no sólo en Europa, sino en todo el mundo, por supuesto, en menor medida. Especialmente cuando se trata de terrenos específicos como la oncología en general y la oncología radioterápica en particular, la internacionalización conduce claramente a un acuerdo cada vez más rápido de las directrices en los procedimientos de trabajo. ESTRO facilita este consenso a través de sus cursos, congresos y, más recientemente, la creación de un comité de sociedades nacionales donde todos los países europeos participan activamente en el intercambio de información a través de reuniones y los boletines ESTRO. También ACROP, el comité de guías, juega un papel importante en el intercambio de conocimientos a través de la aprobación del uso de directrices comunes y procedimientos de trabajo.

La multidisciplinariedad es la mejor manera de lograr los mejores resultados en la prevención, el diagnóstico y el tratamiento de todos los cánceres. El ambiente en el que las especialidades oncológicas colaboran varía enormemente de un país a otro — y me siento muy contento con la excelente forma en que esto funciona en los Países Bajos — . Un tema actualmente muy difícil en la colaboración multidisciplinar europea en la que ECCO (European Cancer Organisation) y la reunión bianual ECC (European Cancer Congress) jugaron un papel importante, es la decisión unilateral de la ESMO, la Sociedad Europea de Oncología Médica, para terminar la colaboración con los demás socios en el campo multidisciplinario de la oncología en la preparación de los congresos de ECC. Esto supone una gran presión para varias sociedades oncológicas que, a diferencia de la ESMO, no cuentan con un fácil apoyo de la industria farmacéutica y otras compañías. Espero sinceramente que podamos aclarar esta situación completamente injustificada, para lo cual no hay una explicación razonable más allá de consideraciones económicas.

 

 

Dr. José Luís Guinot
Jefe Clínico de la Unidad de Braquiterapia
Servicio de Oncología Radioterápica
Fundación Instituto Valenciano de Oncología (I.V.O.)

Philip Poortmans, MD PhD
Jefe del Servicio de Oncología Radioterápica del Radboud University Medical Center en Holanda.
Está especialmente dedicado al cáncer de mama, linfomas y el control de calidad en los ensayos clínicos.
Presidente de la Sociedad Europea de Radioterapia y Oncología (ESTRO) de 2014 a 2016.
Director del curso anual “Manejo Multidisciplinario del Cáncer de Mama” de la escuela ESTRO.
Miembro honorario de la Sociedad Belga de Oncología Radioterápica, de la Sociedad Europea de Cirugía Oncológica (ESSO) y de la Sociedad Española de Oncología Radioterápica (SEOR).